martes, 19 de enero de 2010

Terremoto Experimental de USA en Haití

Por Sorcha Faal
14 de Enero del 2010.


Nota de Xentor: Sorcha Faal, autora de este artículo, ha sido denunciada en varios Sitios Web como una fuente desinformadora que mezcla cosas reales con totales invenciones de su imaginación; siendo falso, por ejemplo, que reciba información de los Servicios Secretos Rusos. Ni siquiera es mujer, como pretende ser. Pero traigo aquí este artículo, de todos modos, por lo que pudiera haber de cierto en lo que aquí se plantea. Usar el discernimiento al leer.


Un sombrío reporte preparado por la Flota Rusa del Norte para el Primer Ministro Putin está indicando hoy que el espantoso terremoto que ha devastado la Isla de Haití fue el «claro resultado» de una prueba de la Marina Estadounidense de una de sus «armas de terremotos» que se planeaba usar contra la nación Persa de Irán pero «fracasó espantosamente».

La Flota del Norte ha estado monitoreando los movimientos y las actividades navales Estadounidenses en el Caribe desde 2008, cuando los Estadounidenses anunciaron su intención de reestablecer la Cuarta Flota que había sido disuelta en 1950, a lo que respondió la Madre Patria un año después con una flotilla Rusa encabezada por el crucero nuclear «Pedro el Grande», y que comenzó sus primeros ejercicios en esta región desde finales de la Guerra Fría.

Aunque virtualmente desconocido para el pueblo Estadounidense, el uso y la perfección de la tecnología de armas de terremotos cuenta con una historia a lo largo de una década y que comenzó cuando la Unión Soviética hizo explotar una bomba nuclear de 10 megatones en septiembre de 1978 y luego «re-dirigió» sus ondas de choque hacia Irán lo que dio por resultado un catastrófico terremoto de 7.4 de magnitud, un acontecimiento que apresuró la caída del régimen respaldado por los Estados Unidos encabezado por el Sha.

Ese ataque de los Soviéticos en contra de Irán fue respondido por los Estadounidenses en abril de 1979, cuando desataron una de sus armas de terremotos recién desarrolladas con «impulso atómico» contra la ex comunista nación de Yugoslavia con un terremoto de magnitud 7.2.

Desde finales de la década de 1970, los Estados Unidos han «avanzado enormemente» el estado de sus armas de terremotos y, según estos informes, ahora emplea dispositivos que usan una tecnología de Pulso, Plasma y Sónico Electromagnético Tesla junto con «bombas de ondas de choque», de lo que los acusó anteriormente Rusia de usar en la guerra contra el pueblo afgano cuando uno de estos «dispositivos» explotó en Afganistán en marzo de 2002, detonando un devastador terremoto de magnitud 7.2.

Es interesante observar en estos informes sus señalamientos de que este terremoto experimental de parte de la Marina Estadounidense esta semana en el Caribe que destruyó a Haití, se basó «con mucha probabilidad», en el mismo tipo de tecnología Tesla considerada responsable del horrible terremoto de magnitud 6.8, el 17 de enero de 1995, que dejó en ruinas a la ciudad Japonesa de Kobe, y que el misterioso culto Aum Shinrikyo había advertido 9 días antes que iba a suceder como lo podemos leer:

Shoko Asahara, el carismático gurú de Aum, predijo el terremoto de Kobe con 9 días de anticipación. En una transmisión de radio el 8 de enero de 1995, Asahara declaró que «El Japón será atacado por un terremoto en 1995. El lugar más probable es Kobe». Hideo Murai, el finado Ministro de Ciencia y Tecnología para Aum Shinrikyo, también compartió esta visión. Murai —dijo haber sido el Japonés más inteligente que haya existido— fue muerto en un asesinato orquestado por la Yakuza poco después de hablar sobre el registro de corresponsales noticiosos extranjeros.

Murai presentó su alegato en una conferencia de prensa en abril 7 de 1995, en el Club de Corresponsales Extranjeros en Japón. En respuesta a preguntas sobre el terremoto de Kobe, Murai dijo: «Existe una fuerte posibilidad de la activación de un terremoto utilizando energía electromagnética, o que alguien haya usado un dispositivo que aplicara fuerza dentro de la Tierra». El líder de Aum creía que el terremoto de Kobe era un acto de guerra. «La ciudad de Kobe fue objetivo de un ataque sorpresa...», afirmaron, agregando que la ciudad era un «...apropiado conejillo de Indias».
Nota: La orden religiosa del Aum Shinrikyo fue destruida poco después de que hiciera pública esta afirmación, cuando se les culpó por el ataque con gas Sarin el 20 de marzo de 1995 al sistema de tren subterráneo que dio por resultado que 11 de sus miembros, incluyendo a su líder, fueran sentenciados a muerte. Reportes de las FSB (Fuerzas Rusas Especiales) sobre Aum Shinrikyo también señalan que su conocimiento del uso planeado de estos dispositivos del «día del juicio final», lo obtuvieron de hackers estadounidenses que pertenecían a la orden religiosa de la Rama Davidiana que había logrado llegar a los archivos más secretos del sistema de la Defensa Estadounidense y que, igualmente, resultaron destruidos por completo en lo que se conoce como el Sitio de Waco ordenado por el entonces Procurador General y actual Procurador General de Obama, Eric Holder.

Las armas Tesla que está desarrollando actualmente Estados Unidos, se basan en las investigaciones de Nikola Tesla que fue inventor, ingeniero mecánico e ingeniero eléctrico. Fue uno de los más importantes contribuyentes al nacimiento de la electricidad comercial, y es conocido por sus muchos desarrollos revolucionarios en el campo del electro-magnetismo a fines del siglo 19, y principios del siglo 20.

Las patentes y el trabajo teórico de Tesla, formaron la base de los modernos sistemas de energía eléctrica de Corriente Alterna (AC), incluyendo el sistema de poli-fase de la distribución eléctrica y el motor de AC, con el que él ayudó a llegar a la Segunda Revolución Industrial. La Suprema Corte de los Estados Unidos también acredita a Tesla como el inventor de la radio moderna.

En cuanto a la investigación de armas de terremotos llevada a cabo por Tesla a principios del siglo 20, podemos leer lo siguiente:

Él echó su pequeño vibrador en el bolsillo de su abrigo y salió a la caza de un edificio de acero a medio erigir. En el distrito de Wall Street, encontró uno; diez pisos de estructura de acero, sin ladrillo ni piedra, colocado alrededor. El aseguró el vibrador a una de las vigas, y lo operó con el ajuste hasta que lo consiguió.

Tesla dijo que finalmente la estructura comenzó a crujir y a pandearse y los trabajadores del acero descendieron hasta el piso llenos de pánico, creyendo que había sucedido un terremoto. Se llamó a la policía. Tesla echó el vibrador en su bolsillo y se fue. Con diez minutos más, hubiera derribado el edificio por completo. Y con el mismo vibrador pudo haber derribado el Puente de Brooklyn en el Rio East en menos de una hora.

Tesla afirmaba que el dispositivo, modificado apropiadamente, podría usarse para rastrear depósitos subterráneos de petróleo. Una vibración enviada a través de la Tierra, devuelve un «eco característico», usando el mismo principio del sonar. Esta idea fue adaptada, de hecho, para su uso por la industria del petróleo, y se usa hoy en día en una forma modificada con dispositivos que se usan para ubicar objetos en excavaciones arqueológicas.
Es importante señalar en este punto que los experimentos modernos buscan desacreditar que la tecnología de armas de terremoto de Tesla haya sido dirigida contra estructuras diseñadas para soportar los efectos de los terremotos, edificios que a principios del siglo 20, como los de Haití hoy en día, no fueron construidos para aguantar tal resonancia. Una diferencia muy crítica cuando se ve a la luz de la experimentación de la Marina Estadounidense de dos de estas armas de terremotos la semana que acaba de pasar, y que la prueba en el Pacífico causó un terremoto de magnitud 6.5 que azotó el área alrededor de la ciudad de Eureka en California sin causar muertes, en cambio, su prueba en el Caribe ha causado ya la muerte de 500.000 inocentes.

Es igualmente importante señalar que, como lo indican estos reportes, que es «más que probable» que la Marina Estadounidense haya tenido «conocimiento total» del catastrófico daño que esta prueba de terremoto podría tener potencialmente sobre Haití, y que había pre-posicionado a su Comandante Delegado del Comando del Sur, el General P.K. Keen, en la isla para supervisar las labores de ayuda si fuesen necesarias.

En cuanto al resultado final de las pruebas de estas armas por parte de los Estados Unidos, advierten estos reportes, está el plan de los Estadounidenses de la destrucción de Irán, a través de una serie de terremotos diseñados para derrocar a su actual régimen Islámico.

El más desafortunado en todos estos eventos es el pueblo de Haití, que está sufriendo bajo condiciones tan espantosas que, hasta en el mejor de los escenarios, su funcionamiento como país ha llegado a su fin, y por razones y propósitos de los que ellos no tienen la mínima comprensión, pues se han convertido en las víctimas más recientes de este Nuevo Gran Juego que decidirá quienes son los ganadores y los perdedores de este Siglo 21.


Dirección original del artículo en español:
http://sorchafaal-en-espanol.blogspot.com/2010/01/terremoto-experimental-de-eeuu-falla.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada